FUERTE

Ana Obregón: un dolor que parte su corazón

La celebridad se ha mostrado devastada.

Ana Obregón. Fuente: (Twitter).
Escrito en ENTRETENIMIENTO el

Ana Obregón enfrenta la pérdida más dura de su vida, el fallecimiento de su querido hijo, Álex Lequio, a causa del cáncer. El joven perdió la vida hace años y medio y su madre lo honra constantemente a través de sus redes sociales.

Devastada, Ana Obregón encuentra consuelo en expresar lo que siente, en hablar de la ausencia de su hijo y recibir el apoyo de sus seguidores en las redes sociales, que la tienen en sus pensamientos y no le han soltado la mano en este duro momento que atraviesa y del que es duro recuperarse y salir adelante.

La celebridad intenta seguir con su vida, pero siempre surge la necesidad de recordar a su niño, en las pequeñas cosas, pero también en los aniversarios como ocurrió recientemente al cumplirse 20 meses del fallecimiento de su hijo.

Con un vídeo a través de su cuenta de Instagram, la famosa le realizó un homenaje a Álex Lequio en donde se pueden ver distintas imágenes del empresario a lo largo de su vida. "Sería una egoísta escribir que llevo 20 meses muriéndome sin ti. Porque no se trata de mí, aquí yo no soy ni la protagonista ni la víctima. Lo justo sería decir que el protagonista y la víctima eres tú", comenzó en un extenso texto.

Fuente: (Instagram).

"Porque llevas 20 meses sin despertarte cada mañana con esa ilusión inmensa que tenías por vivir, de seguir trabajando incansablemente en la empresa que creaste, de salir con tus amigos a bailar, a divertirte, de crear algún día tu familia y tener los cinco hijos que querías, de ganar dinero para que tu madre ya no trabajara más", continuó Ana relatando los sueños de su hijo.

Así que hoy solo me salen dos palabras IMPOTENCIA e INJUSTICIA. Porque la vida no quiso cumplir con lo que era justo y por eso estoy enormemente cabreada con la vida.

La vida nos arrancó dos corazones de cuajo: el tuyo y el mío.

De esta manera, Ana Obregón ha logrado expresar todo su sentir con este emotivo homenaje a Álex, recordando lo difícil que es la vida sin él y lo injusto de todo cuando con 25 años fue diagnosticado del cáncer por el que perdió la vida.