ALEJANDRA RUBIO

Alejandra Rubio no puede más y lanza un dardo a la esposa de su primo

Abrumada y dolida por lo que está atravesando su tía Carmen Borrego, la 'influencer' se ha hecho oír.

Alejandra Rubio. Fuente: (Twitter).
Escrito en ENTRETENIMIENTO el

Alejandra Rubio ve con desazón la situación que está enfrentando su tía Carmen Borrego. Como es sabido, se han filtrado unos audios de la nuera de esta, Paola Olmedo, en los que lanza un feroz ataque contra varios integrantes del clan Campos, y el revuelo se ha instalado.

No hay dudas de que Alejandra Rubio se ha ganado un lugar en la televisión, y sus participaciones son cada vez más requeridas. Pero los medios también buscan sus opiniones, y más aun cuando se trata de asuntos que atañen a su círculo más cercano. Por ello han intentado que hable sobre lo ocurrido.

La hija de Terelu Campos ha dicho que está "un poco alucinada" con los dichos de la esposa de José María Almoguera, y con las declaraciones que luego ha hecho la madre de este último. Como era de esperarse, se ha puesto del lado de la hija mayor de María Teresa.

Además, la colaboradora manifiesta que no comprende la actitud que ha tomado su primo con la prensa. Ha hecho foco en algo puntual: todo lo que dijo Carmen en su entrevista, estaba pactado con José María y su pareja. Por eso no da crédito a lo que está pasando.

No entiendo los problemas que vienen.

"Tampoco la actitud de mi primo y su mujer con la prensa, viniendo de la familia que venimos. Me da un poco de cosa ver esas imágenes con los medios, en las que ella da un codazo. No lo comparto, ni tampoco ninguna de nosotras", ha asegurado. Y ha dejado un mensaje.

Es que Alejandra Rubio considera que por mucho que su primo se ponga del lado de su compañera de vida, debería tener otra actitud hacia ellas: "Él no lo ha entendido. Hubiera sido tan fácil todo. Han pillado a tu esposa, haces unas declaraciones, todo aclarado", mencionó como consejo.

Para concluir, añadió: "Explico que le han tendido una trampa, pido perdón y se acaba. No entiendo la necesidad de hacerle esto a Carmen. No hemos dicho nada, hemos estado bastante relajadas. Mi tía ha sido demasiado diplomática. Él se ha casado muy pronto y no la ha conocido suficiente. Yo no sé si lo manipula. Le veo enamorado, muchísimo, y van a tener un hijo. Te puedes poner al lado de tu esposa, pero no haciendo daño a tu madre".