MARÍA PATIÑO

María Patiño lloró en pleno directo al quedar demostrado que mintió

El drama se apoderó de “Sálvame”.

María Patiño. Fuente: (Instagram)
Escrito en ENTRETENIMIENTO el

Hoy fue un día muy angustiante para María Patiño en el plató, y no pudo evitar soltar algunas lágrimas como consecuencia de un conflicto que no esperaba. Hablamos de un asunto que involucra a la presentadora, a Belén Rodríguez y a Kiko Hernández.

Todo inició cuando la periodista acudió a María Patiño para contarle un secreto, pero todo se ha malinterpretado. Belén le reveló a la de Ferrol que le había prestado algunos euros a Hernández, y la colaboradora entendió que esto no era ningún misterio.

De hecho, Rodríguez le había asegurado que 14 personas más sabían del asunto, lo que hizo que la que encabeza “Sálvame” se tomara los comentarios de su amiga como algo “natural”. Pues ahí estuvo el error, porque cuando lo contó frente al exparticipante de “Gran Hermano”, este no lo podía creer. Le parecía imposible que su colega haya hecho pública la deuda, y así inició el conflicto.

Pero la versión de la madrileña es otra. Ella mantiene que jamás le ha contado tal asunto a Patiño, sino que se los ha comentado a otras personas más cercanas a ella: “Les he contado mi vida, no la de Kiko”, puntualizaba.

Aun así, la esposa de Ricardo Rodríguez Olivares continuaba con su visión de los hechos. Es más, tuvo intenciones de dar las iniciales de las supuestas 14 personas que sabían del débito del actor. Pero esto no le duró mucho tiempo, porque acabó por quebrarse. Ya venía llorando y abrazando a su compañera, pero luego reveló: “No estoy convencida de lo que me ha pedido el programa, y me siento mal conmigo misma”.

María, con mucha culpa, insistía en que ella era la única responsable de todo lo que sucedió, y afirmaba que, aunque lo ocurrido con Kiko era verdad, era falso el hecho de que él se haya atrasado con los pagos.

“Solamente puedo dar la cara por mí y solamente me quiero inmolar yo”, expresaba María Patiño, y luego se refirió a sus amigos: “No quiero que nadie se sienta traicionado por mí porque no me compensa, no puedo cambiar de versión porque no he mentido”.