RAFA MORA

Rafa Mora: los testimonios que lo ponen al borde del abismo

La persona que lo grabó se ha comunicado con el plató que comanda Emma García.

RAFA MORA. Fuente (Twitter)
Escrito en ENTRETENIMIENTO el

Las angustiantes horas que está viviendo Rafa Mora parecen no tener fin. Al contrario de lo que uno pudiera prever, el correr de los días en lugar de traerle paz a la vida del famoso le ha complicado aún más la existencia. Todo inició hace poco más de una semana cuando en 'Fiesta' anunciaron que había sido visto en un local de Toledo "fuera de si".

Como todos sabéis, Rafa Mora fue puesto en evidencia por uno de sus colegas. Emma García, presentadora del magacín estival de Telecinco, manifestó su malestar al ver las fotografías que su compañero le llevó al programa. "Me ha revuelto el estómago", comentaba, afectada, la nacida en Ordizia.

Sergio Garrido fue quien accedió a las imágenes; él fue la persona que acercó los registros a la producción del ciclo de la cadena de Fuencarral. Al iniciar el espectáculo, la anfitriona mantuvo un cónclave con la directora creativa y con la abogada del espacio para saber si era pertinente compartir los videos con el público. Luego de minutos de alta tensión, la colegiada, en conjunto con el departamento jurídico de Mediaset, optaron por mantener las 'pics' sin develar.

La decisión fue muy celebrada por casi todo el plató. El paparazzi, a instancias de los productores, confesó ser él quien tenía las fotos y, después de pensárselo un instante, reveló el nombre de la persona que había sido encontrada en tan lamentable situación. Iván González, amigo del implicado, criticó de modo contundente al reportero por haber dado a conocer la identidad del nacido en Puerto de Sagunto.

El periodista, al oír las acusaciones que se vertían sobre él, salió rápidamente a responder. En primer lugar, se refirió a la actitud de quienes integran 'Fiesta'; en un tono ácido, les espetó que "si querían cuidar su imagen" ya era muy tarde porque el daño sobre él ya estaba hecho. Por supuesto, lo que más le preocupaba era cómo se tomarían sus seres más queridos los hechos que relataron en el 'show'. Así, con deseos de limpiar de imagen, fue él mismo quien se encargó de contar cómo fue que llegó a Toledo: estaba trabajando en su local cuando, ante una inesperada pedida de matrimonio, él y quienes se encontraban allí decidieron beber unas copas para celebrar.

La noche, que parecía una velada mágica, acabó convirtiéndose en una pesadilla para él. En 'Sálvame', detalló que sospecha que le hayan echado algo en el vaso, pues afirma no haber consumido tanto como aseveran quienes fueron testigos de lo acaecido. Para colmo de males, una vecina del pueblo en el que fue hallado se comunicó con 'Socialité' para asegurar que el comunicador se había trasladado hasta allí con el fin de serle infiel a su esposa; la mencionada comentó que él tenía "una cita" con una de las personas que habían asistido a la tertulia.

Ahora, una de las personas que lo filmó ha hablado, en exclusiva con Emma García y con el resto de su equipo. Contrario a lo que dijo el informador, la entrevistada afirmó que al investigador se le fueron de las manos la cantidad de "aguas con misterio" que bebió, echando por el suelo la teoría del "envenamiento". "Llegó un momento en el que estaba muy mal, le sacamos incluso un café que no quiso tomarse y una pareja que pasaba por allí con el carrito de un pequeño le ofrecieron llevarle a su casa para que pudiera dormir y encontrarse mejor", detalló.

Claro que sus palabras no cayeron nada bien en quienes le tienen afecto al de 39 años. Los habitués remarcaron que entienden que Rafa Mora "(...) sea un personaje público y tenga interés, pero lo primero es ayudar a una persona que evidentemente no está en sus cabales". Así las cosas, la tormenta que se ha desatado a su alrededor, lejos de amainar, se arremolina cada vez más. Tú, ¿qué opinas de estas nuevas, esclarecedoras y polémicas declaraciones?